Últimos Posts

18 mayo 2007

Ferro hace lo que puede, Huracán no hizo lo que sabe

El silencio que invadió la cancha en el final fue tan rotundo que cualquier lectura ulterior estuvo de más. Algunos gritos tímidos de "Dale Oe" o "Dale Glo" en retirada le ponían un penoso punto final a un pésimo partido de fútbol, en el que uno, Ferro, mostró orden para defenderse y desesperante impericia para atacar y el otro nunca puso la pelota contra el piso (el campo de juego, pésimo, por cierto) buscó toda la noche a Larrivey por arriba y encontró a Macalik y Santiago Rodríguez.

Fuente:
Gustavo Medina

Había expectativa en el pueblo quemero. Por eso llegaron temprano, llenaron todo lo que tenían para llenar (incluso le consta a este periodista y a varios más que algunos hinchas quemeros tuvieron que sacar popular y platea local para no perderse el partido) y desafiaban el frío de Caballito porque en el grito estaba la esperanza que "De la mano del Turco vamos a ganar". Del otro lado estaba Ferro, con la cabeza en la Promoción, pero el orgullo puesto contra Huracán. Con una pesada racha sin marcar goles (8 partidos de local, mas de 700 minutos en el Clausura) y nuevos nombres para el esquema. De arranque nomás, cuando los equipos pisaron el campo de juego ("El campo estaba pésimo, como una plaza de barrio. Las canchas más castigadas de la categoría son tres, la de Almagro, la de Ferro y la de Huracán. Tuvimos que practicar toda la semana jugando por arriba, porque por abajo sabíamos que iba a ser imposible. Igual no hay excusas" dijo Mohamed) se desplegaron los dos telones. Oeste mostraba orgulloso el suyo y en la Martín de Gainza se agitaba el blanco en manos de los quemeros.

Allí mismo se terminó todo lo emotivo. Con el comienzo del partido empezaron las fricciones, el raspaje y los pelotazos. Kmet tuvo un tiro libre que Leo Díaz devolvió al medio del área, donde nadie entró a conectar. Larrivey de media vuelta la hizo pasar cerca del palo derecho de Migliardi. Ferro le daba campo y pelota a Huracán, quien avanzaba sin llegar. Y si bien se jugaba en el campo de Oeste, y Huracán la movía de aca para allá, no conseguía encontrar filtraciones y terminaba, indefectiblemente, en centros de Solana y Poggi a la cabeza de los centrales o de Migliardi. Con el comienzo del segundo tiempo, Mohamed lo puso a Milano por Goltz, pero no hubo chance de ver que efecto tuvo el trueque, porque a los 3' Ariel González vio agarrón de Úbeda a Akerman y cobró penal. Y, una vez más, el que tomó responsabilidad en el juego fue Damián Akerman, que había errado contra la CAI. Y una vez más falló. Leo Díaz voló al palo izquierdo y lo contuvo. Aún se escuchaban los lamentos por Caballito, cuando Macalik metió la mano dentro de su área, González lo vio, y dos minutos después, el penal era para Huracán. Cristian Cellay no había fallado desde que se hizo cargo de la ejecución sumaria, pero todo tiene su primera vez. Shoteó Cellay y Migliardi voló para lavar la culpa del Polaco, el palo y al córner.

De ahí en más, campo, pelota e impotencia fueron propiedad quemera. Centros y más centros. Sin ideas, con un muy buen Barrientos pero sin compañía, embatía a un Ferro que resistió sin dramas adicionales. Al fin, entró Cañas y siguió prometiendo lo que puede ser. Se lucieron los centrales controlando a Larrivey y Migliardi apareció cuando tuvo que hacerlo, al igual que Leo Díaz.

No hubo sonrisas para nadie, pero la sensación que quedó flotando en el estadio fue que Huracán perdió por no hacer lo que sabe, lo que Ferro ganó por hacer lo que puede. Fue empate. Fue cero. Fue.

Ferro : Migliardi (7); Saucedo (6); Macalik (7); Rodríguez (7); R. Pagano (6); Magnetti (4); Catalán (5); Kmet (5); Tonetto (4); Akerman (4); Díaz (4)

Cambios: Cañas x Akerman, Simone x Díaz; Pino x Tonetto.

Amonestados: Macalik, Rodríguez, Catalán, Kmet, Tonetto, Simone.

Huracán: Leo Díaz (7), Cellay (5); Goltz (5); Úbeda (5), Solana (4); Barrientos (7), Vigna (5); Poggi (5); Coyette (4); Larrivey (5); Kato (4)

Cambios: Milano (4) x Goltz; Guerra x Kato, Gordillo x Coyette.

Amonestados: Barrientos; Leo Díaz.

El Juez. Ariel González (7): No queda otra que darle la derecha en el penal para Ferro, porque desde la posición de cabinas es muy difícil verlo, pero la televisión dijo penal. El de Huracán es más claro. Le faltó aplicar la ley de ventaja, pero en líneas generales buen arbitraje de González.

La figura: Se anotan varios. Migliardi (7) y Leo Díaz (7) los arqueros que dieron sensación de seguridad y el punto más alto, con dos minutos de diferencia, se vio en los penales que atajaron. Antes y después, seguros y sin fallas. Macalik (7) y Rodríguez (7) frenaron los ímpetus de Larrivey y cía y ganaron todo de arriba. Hugo Barrientos (7) fue el mejor jugador de campo de Huracán. Cortó todo y trató de hacer jugar, sin eco.

Lo mejor: El ingreso de los equipos al campo de juego. La cantidad de gente que llegó a Caballito a alentar a Huracán. La fidelidad del hincha de Oeste, que dijo presente en la adversidad.

Lo peor: El campo de juego, el frío y el partido, en ese orden.

El recuerdo: Para Charly Fernández, a un año de su desaparición física. La cabina 8 (donde Charly relataba la campaña de Ferro) fue bautizada con su nombre, mediante una plaqueta en el entretiempo. Hubo un minuto de silencio y algunas banderas ("Miguelito vive" y otras más) en la popular de Huracán.

2 comentarios:

dinoboy dijo...

nuevo posteo!!!

http://maropasion.blogspot.com/

buena suerte y que le vaya bien al globo que le tengo mucho respeto

dinoboy dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.